Esta decisión a sido difícil de tomar, pero considerando  que el mayor numero de impresoras que vendíamos era ocupada para adaptarse para sublimación Epson no daba garantia en caso de que esta tuviese   tintas alternativas. 

Desde la puesta en marcha de las impresoras Epson L al mercado son considerable las fallas de estas maquinas y se nos hacia imposible poder responder ante  garantías que nuestro propio proveedor no aceptaba. Por ello es que se ha tomado la decisión de no continuar con la venta de estas maquinas, y recomendar al cliente adquirirlas en cualquier otra tienda informando siempre que si deciden incorporarle otro tipo de tinta Epson no  dejara pasar por garantia independiente cual sea su falla.